Macabro hallazgo de un cuerpo calcinado y desmembrado en Chubut: investigan si se trata de un posadeño

0

El cadáver de un hombre, sin un brazo y uno de sus pies y totalmente quemado, fue hallado por la policía tras un alerta que dio un chatarrero en la tarde-noche del martes. La víctima estaba en el baúl de un coche abandonado, que se encuentra junto a otros vehículos desarmados en un descampado ubicado entre el Barrio Industrial y el Parque Industrial de Comodoro Rivadavia. La Justicia ordenó una autopsia y otras pericias para confirmar su identidad. Desde el 11 de diciembre que un albañil misionero que trabaja en la zona está desaparecido.

 

La policía de la Seccional Tercera de Comodoro Rivadavia, durante la tarde-noche del martes, fue alertada por un chatarrero que buscaba metales de que en el baúl de un automóvil abandonado había un cuerpo humano sin vida. Fue en una zona donde abundan los basurales a cielo abierto y donde hay diversos vehículos desarmados.

El lugar está ubicado al norte del Parque Industrial y al sur del barrio homónimo, sobre un cerro al que frecuentemente concurre gran cantidad de gente para mirar las carreras del Autódromo General San Martín, debido a la vista privilegiada que se tiene desde allí.

Tras el alerta, la policía concurrió a inspeccionar el sitio pero no encontró nada y los agentes tuvieron que ubicar al chatarrero para que los guiara hasta donde estaba el cuerpo.

Así, durante las primeras horas de la madrugada de ayer se logró dar con el cadáver y se iniciaron las actuaciones de rigor, comunicándole el hallazgo a la Fiscalía.

Por el momento, se supo que la víctima es un hombre y que fue quemado de manera intencional y desmembrado.

Por lo pronto, los investigadores procuran establecer la identidad de la víctima y saber las causales de su muerte, por lo que ayer se ordenó la realización de una autopsia.

El caso le fue asignado a la fiscal general Cecilia Codina. Será ella quien instruya las medidas a tomar.

 

Tenía un cable en el cuello

De acuerdo a la información a la que accedió el diario El Patagónico, el cuerpo encontrado estaba totalmente quemado y por lo tanto irreconocible. La Policía Científica se encargó de examinar el cadáver y tomar las muestras necesarias para su posterior identificación; con la extracción de piezas dentarias y una necrosis se buscará conocer su ADN, lo que demandará un tiempo prudencial.

Según se supo, el cuerpo no tenía el brazo izquierdo y uno de sus pies. Se presume que pudo haber sido por la misma acción de la carbonización o bien esos miembros pudieron ser comidos por perros que frecuentan esa zona de descampados.

Un dato importante es que los investigadores hallaron un cable sobre el cuello de la víctima, lo que indicaría que pudo haber sido estrangulado, aunque esa hipótesis es materia de investigación.

Fuentes oficiales señalaron que aún no tienen ningún indicio fehaciente de cómo se produjo la muerte, si ocurrió en el lugar del hallazgo o no, y de qué tiempo data el deceso.

Por esa razón, el resultado de las pericias científicas será indispensable para identificar a la víctima, quien se encuentra en la morgue judicial como N.N.

 

Desaparecido

Fuentes policiales no descartan que el macabro hallazgo tenga relación con la desaparición de Eriberto Villalba, un hombre de 59 años oriundo de Posadas, cuyo compañeros de obra no lo ven desde el 11 de diciembre pasado.

El hombre trabaja de albañil y hace servicios terciariazados en una empresa del barrio Industrial. No tiene familiares en Comodoro Rivadavia ya que es de Posadas, Misiones, y hace cinco años que vive en la ciudad petrolera.

Villalba, quien reside en el barrio San Martín, se moviliza en una kangoo gris (KCX 462). El hombre tenía que presentarse a trabajar hace una semana. Su ayudante afirmó que no atiende el celular y que fue hasta su hogar y no lo encontró.

La Brigada de Búsqueda de Personas encontró ayer en la vivienda del hombre la vestimenta que tenía puesta en esa ocasión.

La división policial, a cargo del subcomisario Hugo Morales, continuó ayer con las diligencias en relación a la averiguación de paradero del trabajador oriundo de la ciudad misionera de Posadas, de 59 años.

Desde el lunes 11 de diciembre sus propios empleados dejaron de mantener comunicación con el hombre que realiza obras en el rubro de la construcción y tampoco lo ubicaron en el domicilio que alquila en las calles Los Perales casi Huergo. También llama la atención que el vehículo Renault Kangoo -dominio KCX 462- de color gris que utilizaba para cumplir sus tareas laborales tampoco fue ubicado hasta el momento.

La denuncia para iniciar su búsqueda se radicó el viernes 15 ante la Seccional Séptima y desde ese momento comenzaron las tareas para dar con su paradero. En relación a la investigación la Brigada de Búsqueda de Personas ayer allanó la vivienda del hombre en búsqueda de indicios para orientar la causa.

Con la autorización de la Justicia ayer en el interior de la casa se encontraron las vestimentas que utilizó la última vez que fue visto cuando visitó a una amiga en la medianoche del lunes 11. Para la policía sigue siendo un misterio su desaparición.

 

Share.

Deja un comentario